Etiquetas

, , ,

Lejos han quedado los tiempos en que un edificio corporativo podía ser muy bonito y poco funcional, muy cómodo para sus trabajadores y poco atractivo en lo estético. Hoy en día, es obligatorio combinar ambos elementos, ya que una construcción de este tipo es la primera tarjeta de visita de cualquier corporación, por lo que resulta indispensable que combine eficiencia y belleza tanto en su aspecto exterior como en su dimensión interior y mobiliario.

Más aún, las nuevas tendencias arquitectónicas e incluso vitales apuntan hacia una importancia cada vez mayor en el buen aprovechamiento de los recursos energéticos en cada edificio, es decir, un camino a consumir cada vez menos y sublimar lo máximo posible dicho consumo. Esta idea es hermana de aquella otra, cada vez más introducida en el mundo del consumo, que dice que los artículos sostenibles no pueden ser atractivos, ya que el propio concepto de “bonito” es indisoluble de un respeto medido y consciente por el medio ambiente.

Confiar en una empresa para que realice labores de “facility management en el edificio corporativo es la mejor forma de garantizar tanto un aprovechamiento energético de primera calidad con las últimas prestaciones en domótica e inmótica, como un componente estético acorde a las expectativas y que pueda llegar a convertirse en todo un referente y, por qué no, una imagen de marca fácilmente reconocible.

Edificio chavsa

La empresa sevillana Chavsa, dirigida por Simón Chávarri, se ha destacado estos últimos años en este sector, encarando obras tan importantes como el nuevo edificio de la OTAN en Bruselas, todo un ejemplo de cómo belleza y sostenibilidad pueden ir de la mano. Despachos de notarías, oficinas de empresas de primer orden y todo tipo de edificios corporativos son otros de los ejemplos del buen hacer de Chavsa, por el cual ha sido distinguida en multitud de ocasiones.

Anuncios